Imágenes adjuntas: 1

Los sucesos del Litoral

El Congreso nombraría Director Supremo.

En la sesión del 26 de abril de 1816, el Soberano Congreso tomó conocimiento de los serios sucesos ocurridos en el Litoral, entre el 9 y el 16. Se trataba del pacto de Santo Tomé, suscrito entre el Ejército de Observación –sin autorización alguna- y el caudillo de Santa Fe, Estanislao López. El tratado estipulaba la evacuación de la fuerza del territorio santafesino; retirar a Manuel Belgrano y sustituirlo por Eustoquio Díaz Vélez en su comando, y destituir al Director Supremo interino, Ignacio Álvarez Thomas. Este ya había renunciado, y el Cabildo porteño designó en su reemplazo a Antonio González Balcarce. Todo esto había sucedido sin tomar para nada en cuenta al Congreso.

El presidente Pedro Medrano destacó la gravedad de los hechos y la urgencia de tomar medidas. Se decidió que el Congreso nombraría un nuevo Director Supremo, y se recomendó a los diputados aun no incorporados a “acelerar sus marchas”, para integrarse. También se acordó que el comisionado Miguel Calixto del Corro apresurase su partida a Santa Fe, ya que de ese viaje “dependía en gran parte el cese de tantas inquietudes”, dice “El Redactor”.

Al Ejército del Norte, cuyo jefe informaba “las necesidades y miseria” de sus tropas y la imposibilidad de obtener dinero por empréstitos para subvenirlas, se le contestó que era una preocupación que el Congreso estaba abocado a resolver. En otro pliego, el gobernador de Salta exponía “ciertas desavenencias” con el de Jujuy. Se le contestó que, previo a adoptar providencias sobre el asunto, era necesario que la autoridad del Congreso fuera reconocida en Salta y en Jujuy, y que se incorporasen los diputados que las representaban.


Suscríbete a nuestro Newsletter



Ingresar en la Cuenta